Los jefazos se ríen, se equivocan y a veces piden perdón.


Los jefes, esos seres incomprendidos a los que no les hace feliz cobrar diez veces más que tú y siempre están enfadados, esos extraños seres que habitan en un despacho en el que casi mejor no entrar y que suelen tener muy mala hostia… Si, esos seres extraños… Pero, este artículo va más sobre los jefazos, que son los jefes de tus jefes y que normalmente los conoces de vista… de verlos en la tele. Pues esos seres (a los que no defino porque no los conozco) también ríen, se equivocan y a veces hasta piden perdón…

Vamos con el primer caso, el de los que ríen. Sino vean esta entrevista que le realizaron a José Miguel Contreras, consejero delegado de La Sexta. Él responde a su entrevistador (supuestamente de Intereconomía) con paciencia y mucho humor. Lo cierto es que no sé si se olía algo porque lo normal es que en una entrevista tan agresiva termines por quedarte sin entrevistado, sea como sea se ha convertido en el documento audiovisual más agradable de estos últimos días y por una vez quería empezar con buen rollo este repaso… eso y que hacer la pelota de vez en cuando no está de más.

Y es que la fauna jefacil es muy diversa, sino miren a Pedro J., diverso en si mismo, protector de los tirantes (esa prenda en peligro de extinción) y más amarillo que Homer Simpson… El caso es que tras publicar en su periódico ciertas calumnias sobre Ana Rosa, ha decidido pedirle perdón… ¡por Twitter! Me hace gracia esta maniobra. La ley dice que las rectificaciones en los medios de comunicación deben llevarse acabo con la misma relevancia que la información original… Es decir, si se publica en portada, la rectificación debe ir en portada con el mismo tamaño y ubicación. Y tengo muy claro que la calumnia ocupa más de 140 carácteres. ¡Qué listo es Pedro J.! Me voy a empezar a poner tirantes… que a Wyoming tampoco le va mal con ellos.

Por su lado, Ana Rosa, jefaza de las mañanas, sigue con el jaleo provocado por la confesión en directo de Isabel García sobre el caso Mari Luz… Y entre declaraciones judiciales y ocupar las mañanas de Telecinco sigue explotando el susodicho caso. Mientras tanto, Isabel García no aclara si fue coaccionada para que no hablara con otros medios (casi un secuestro) o no… lo que parece claro es que le ofrecieron dinero que no ha recibido y tristemente, cada vez más, todo esto tiene más tintes de tv-movie mala de las tardes de sábado de Antena 3…

Y sin movernos, de la cadena de Planeta, parece que tras el éxito de Downton Abbey (relativo ya que ya ha caído dos puntos desde su estreno) ha decidio llenar sus prime times con ficción británica. Para ello, se ha hecho (además de las series que venían con la citada) con Sherlock, una versión modernizada de Holmes. Lo cierto, es que si le funciona podríamos estar ante una paradoja en la que las series extranjeras más vistas (Telecinco ya casi no pone ficción americana) sean las inglesas, mientras que las americanas queden relegadas a canales menos generalistas (Cuatro y La sexta sobre todo). Si es que, mira que descubrir en 2011 que tenemos una pedazo de isla al norte que hace buena tele… ¿Qué será lo siguiente? ¿Los kebabs turcos, los vinos franceses o las toallas portuguesas?

Para terminar, la Academia de la televisión ha pedido al Ministerio de Industria que cree de una vez (se aprobó en julio del año pasado) el Consejo Estatal de Medios Audiovisuales (CEMA). Es decir, un consejo que regule las prácticas televisivas… Pero lo cierto, es que este tipo de organismos reguladores poco han hecho en otros países para dignificar la televisión, sino miren Estados Unidos donde Oprah tiene tanto dinero que se ha hecho una canal para ella sola.

Lo que pasa es que en España, miramos hacia Cataluña y vemos que su Consejo Audiovisual si que ha funcionado, pero la verdad es que ese organismos tiene como misión regular unas cuantas teles locales y TV3… Y es que una búsqueda de malos contenidos en este canal (por su carácter de servicio público) sería como buscar pirata en la Academia de Cine… Esto… tal vez, un poquillo más difícil.

Anuncios

De vergüenzas ajenas, propias y algo de cine


Hace unos días nos sentíamos indignados con el comportamiento de Charlie Sheen allá, en las américas. El actor mejor pagado de la televisión americana gracias en su papel en Dos hombres y medio, sigue con su vida excesos y poca profesionalidad que ha obligado a cancelar lo que quedaba de temporada de la comedia más vista en Estados Unidos y ha supuesto un duro cruce de declaraciones entre el actor y Chuck Lorre, showrunner de la serie. Sheen se ha apresurado a decir que tiene un proyecto con la HBO titulado Sheen’s corner. El canal ha sido más rápido aún en desmentirlo.

Lo cierto, es que el de Sheen es un caso de vergüenza ajena de manual… pero también los tenemos de vergüenza propia. Propia, la que me da a mi, el programa de AR. Ana Rosa consiguió el pasado viernes la confesión de Isabel García, esposa del presunto asesino de Mari Luz. Para muchos esto no es anti-ético, pero todo lo que suponga juicios paralelos fuera de los tribunales es algo que un periodista nunca debe promover, uno con ética digo… y si eso con carrera. Por pedir que no quede.

La cosa no termina aquí, ya que hemos podido saber por Elmundo.es que el equipo de Cuarzo Producciones aisló a García y la tuvo retenida durante un tiempo indefinido para evitar que la mujer confesara en… ¿un tribunal? Es lo que pensaría cualquier persona razonable, pero no: ¡Para evitar que lo confesara en cualquier otro plató de televisión! Si es que ya me imagino a los responsables del programa: ¡Oye que por escaleta vamos un minuto largos, dile a la redactora que le de caña a la mujer esta y acortamos lo de Mari Luz! No sólo es vergonzoso, sino que es un retrato de una sociedad que cada vez valora más la fama y la notoriedad por encima de cualquier otro valor. Ya saben próximamente en Telecinco: ¡Yo asesiné a…! Un novedoso formato que ya he tenido un gran éxito en San Blas y la Modelo de Barcelona.

Sin movernos de la cadena de Fuencarral, esta semana Pasapalabra ha entregado el bote más grande de su historia… con tongo incluido. El concursante pronunció urerte y no urente (la respuesta correcta) en la última letra del rosco. Pasapalabra, como casi todo los concursos, se graban en tandas en falso directo muchas veces con semanas o meses de margen sobre su emisión. Esto hace más extraño el asunto. ¿Nadie del equipo se dio cuenta? ¿Era muy tarde para subsanar el error? ¿Es todo un malébolo plan de Vasile para ganar audiencia?

¿Y Christian Galvez? ¿Qué es Christian Galvez? Yo lo recuerdo en sus inicios con Kira Miró en Desesperado Club Social, un programa juvenil en la época en la que todas las cadenas tenían uno. Después, por su paso en CQC y me sorprendió su cambio a Pasapalabra con la muerte de la etapa de los hombres de negro con Fuentes a la cabeza. Y ahora va a protagonizar una película cómica con Jorge Sanz y Resines de acompañantes. ¿Se va a poner de moda que Telecinco ponga a sus presentadores a protagonizar sus ficciones? Los planes de Vasile me provocan tantas preguntas… y es que ninguno tiene sentido y todos le funcionan.

Sino miren al “pobre” Miguel Ángel Revilla, conocido por ir en Taxi a la Moncloa con anchoas bajo el brazo, que sufrió una encerrona en su visita a La Noria. “No volveré… Lo pasé muy mal”, pataleaba el presidente cántabro tras su visita al programa presentado por Jordi González. Los del programa le dijeron que iba a hablar de la corrupción en la política y acabaron sacándole su pasado en el sindicato vertical… Esta feo lo de La Noria, pero ¿alguién se ha sorprendido? Digo a parte de Revilla… Creo que Jordi González se ha quedado sin anchoas. Eso sí, no duden que hará el programa seguirá haciendo datazos de audiencia.

Sino es por la gente que lo vea será por la duración. Sino fijense que Sobera le ha vuelto a pintar la cara a Sálvame Deluxe y en los datos aparece con más share el programa de Jorge Javier… y es que como duran 4 horas, en unas horas que las demás cadenas se han ido a dormir pues hacen los datos que quieren. Estoy convencido de que pueden llegar hasta el 30% o más… eso sí alargándolo hasta las seis de la mañana.

Para terminar, y que no parezca que sólo hablo de Telecinco, cometaré que LaSexta, tras varias semanas de emisión, se ha dado cuenta de que tiene un tercer canal.  ¡Ahí va! ¡Qué se nos olvidó LaSexta 3… habrá que ponerle algo! Pon pelis de esas que hemos comprado y que no sirve para LaSexta, que las nuevas se las descargan, pero como de las viejas no tienen ni idea de nada pues seguro que hacemos más audiencia que CNN+…  Así, que por arte de magia LaSexta 3 deja de ser un canal de ficción general para convertirse en el primer temático de cine de nuestra TDT.

A %d blogueros les gusta esto: